Hoy una mama de la escuela quiere compartir un desayuno para campeones… Y no solo para los niños, también para los papas!

Muchas más recetas en www.entierradeeva.com

Esta idea para desayuno o para cenas resulta simplemente espectacular. Ahora con el calorcito tener la fruta congelada lista para consumir es muy apetecible. Mi congelador esta repleto de bolsitas con mango, papaya, plátano, moras, frambuesas…

He querido mostrarte dos ejemplos para que veas que puedes utilizar casi cualquier fruta en esta preparación. El plátano congelado es súper cremoso y dulce y en este sentido no necesitarás añadir ningún endulzate más.  Si por el contrario, optas por frutas más ácidas quizás te apetezca añadir un par de cucharadas de algún endulzan natural como la stevia, el azúcar de coco, el sirope de ágave….

Te diré que para los niños pequeños también resulta deliciosa. Añade los topping que más te gusten como coco rallado, dátiles, pasas, trocitos de orejones ó ciruelas, avellanas picaditas, ya ves que lo mejor es que dejes volar tu imaginación!!!.

Mucho se ha escrito ya sobre estas valiosas semillas de chía. Por mi parte solo mencionarte que destacan por su alto contenido en ácidos grasos Omega 3 y su mucílago que hace literalmente de cepillo intestinal actuando paralelamente como un bálsamo.

Pruébala también para cenar y veras como te levantas… Encontraréis más explicaciones en este video

Y la receta escrita…

Ingredientes:

Un vaso y medio de leche de almendras
4 cucharadas de chía
Una taza de plátano congelado
Una taza de papaya
Una taza de moras congeladas
2 cdas de sirope de ágave (puedes
añadir más si te gusta más dulce
Toppings:
Mulberries deshidratadas
Almendras picadas
Bayas del Goji

Preparación:

Mezcla la chía con la leche y remueve bien con ayuda de una varilla. Repite la operación varias veces para evitar quela chía se apelmace.Deja reposar al menos 15’ para que pueda soltar el mucílago y espese. Reserva…
Versión 1:
Añade a la jarra batidora el plátano congelado y la papaya y bate hasta conseguir una crema espesita.
Añade el resultado a un tarro de cristal. Reserva.
Versión 2:
Añade las moras y el sirope de ágave a la jarra batidora y bate sin añadir agua. El resultado será un
sorbete bastante espeso. Vierte en otro tarro de cristal.
Añade ahora a cada tarro la chía con leche, decora con los toppings y….Disfrútalo!!!